Campo Pequeno : muito mais do que o gigante Morante de la Puebla!...



Faltan por hilvanar los detalles finales. Falta el sí definitivo tras el en principio podemos estar de acuerdo... José António Morante de la Puebla debería de estar toreando en la aún Plaza de Toros de Campo Pequeno, en Lisboa, en la segunda semana de septiembre. 
Pero claro, Morante no puede torear solo. Completar un cartel de tronio y que al mismo tiempo sea del agrado del propio Morante de la Puebla, que no desea ser anunciado junto a cualquier cosa, es tarea que tiene enredado hace bastantes fechas al empresario entusiasta que sostiene viva la llama del coso lisboeta.

Luis Miguel Pombeiro trabaja activamente por conseguir un segundo torero de relieve, que alterne con Morante en la lidia de los 4 toros que se destinarían para el toreo apeado dentro de una corrida mixta de 8 toros. Ese segundo matador -que podría ser Cayetano Rivera Ordóñez- es clave ahora mismo para cerrar un cartel equilibrado y bien rematado, que tenga atractivos para todo tipo de espectadores taurinos, presentes en la plaza de Lisboa y -posiblemente- sentados ante una pequeña pantalla.
Y es que el cartel para esta corrida setembrina de Morante de la Puebla en Lisboa estaría lleno de atractivos, no solo por lo que es y supone el maestro José Antonio y la dimensión que ahora mismo tiene tras cortar un rabo en Sevilla hace pocos días... es que esa pretendida corrida iría a ser una especie de superproducción taurina, con dos 2 toreros de relieve a pie y para ellos 4 toros; y dos toreros a caballo, los mejores de Portugal en el actual momento, con 4 toros para ellos también, a modo de estimular la competición entre todos los artistas... 
También se manejaría la fórmula de que el lugar de los toreros a caballo fuese ocupado por el cavaleiro retirado -que volvería puntualmente- Paulo Caetano y su hijo Moura Caetano, teniendo ambos la posibilidad de elegir si desean actuar en la corrida mixta, o en la de Gala a la Antigua Portuguesa prevista para el dia siguiente. Se trataría así de salvar alguna reticencia que el maestro Paulo Caetano tendría cara a esta vuelta puntual que se le proponga.
Si los Caetano´s no entrasen en la parte a caballo de la corrida mixta, sería válida la opción de colocar ahí un peso pesado como João Moura Jr. frente a otro cavaleiro de máximo relieve. Lo que interesa es lograr un cartel lo suficientemente atractivo, en todas sus partes, para todos los públicos y diversidades del espectáculo tauromáquico.
Completarían este gran cartel de la corrida mixta 2 de los mejores grupos de forcados actualmente en Portugal. La corrida podría irse a un jueves 7 o viernes 8 de septiembre, a las 22 horas y sería la primera parte de una mini-feria de dos 2 corridas extraordinarias.
De ese modo, la mini-feria se cerraría al día siguiente con otro espectáculo de gran relieve, una Corrida de Gala a la Antígua Portuguesa, en la que podrían estar 4 de los mejores cavaleiros actuales de Portugal junto a 2 rejoneadores españoles de primerísima línea, uno de ellos, el recién proclamado vencedor -en cuanto Toreo a Caballo- en la Feria de Sevilla. 

Aunque las fechas van pasando y el empresario Pombeiro no acaba de anunciar su cartelería "oficial" para Lisboa, también es cierto que no puede hacerlo por hallarse pendiente y dependiente de una hipotética retransmisión televisiva de la pretendida mini-feria de septiembre. Si la Televisión comprometiese su presencia y aunque la aportación dineraria no fuese nada del otro mundo, no cabe duda que sería todo un estímulo cara a rematar muy bien rematados los dos carteles de la mini-feria, de lo que saldrían ganando los aficionados en la plaza por encima de todo y, desde luego, también, los televidentes. 

Hay quien cree que Pombeiro tendría que tener ya cerrados hace tiempo estos carteles de Lisboa. Pero el hecho de pretender agotar -desde su loable buena voluntad e innegable esfuerzo- todas las posibilidades de conformar dos jornadas lo más brillantes posibles, tratando de echar el resto y revitalizar la Monumental de Campo Pequeno, juntamente con la prudencia económica necesaria para no suicidarse, completan un cuadro de imprescindible equilibrio en donde no es fácil trabajar con rapidez, sobre todo teniendo que cerrar tantos toreros para un período de apenas 48 horas  : 10 toreros nada menos; tantos grupos de forcados : 5... para solamente 2 días, dos corridas de toros.
Ya falta menos, no hay duda. 
En todo caso, lo positivo es que la posibilidad de cerrar verdaderamente buenos carteles no se ha desvanecido con el paso de semanas, sino todo lo contrario.
En unas breves semanas, la solución final al enigma

-------
tribuna da tauromaquia 
Recuerde : imágenes a mayor tamaño si hace click sobre ellas).
-------

Artículo Anterior Artículo Siguiente