El brillante ejemplo de la Santa Casa de Misericordia de Almeirim y Rui Bento Vásquez


La corrida de Almeirim, en este Domingo de Ramos que queda atrás, ha sido el éxito rotundo que se esperaba. Un llenazo. Y llenazo es llenazo. No ha sido "tres quartos fortes", "dois tercios fortes" -por usar el lenguaje de los escribas que siempre quieren quedar bien con el empresario de turno-. No, en el caso de Almeirim, lleno ha sido llenazo. Y punto pelota.

La Santa Casa de Misericordia y su asesor taurino, Rui Bento Vásquez, han logrado un éxito rotundo. No le demos más vueltas. Se lo trabajaron, a conciencia, desde el primer día en que se pusieron a organizar esta corrida. Lograron un cartel muy bien rematado. Pusieron unos precios verdaderamente razonables para el actual momento económico que se vive en Portugal. Cuidaron todos los detalles referidos a la corrida, no en vano Almeirim es plaza de primera categoría. Hicieron pública una magnífica cartelería, con diseño y tipografía propias, que realza la identidad de la propia Arena de Almeirim. Movieron con habilidad y tenacidad la divulgación previa del espectáculo... etc. etc. etc.
Y cuando se hacen las cosas bien, por difícil que sea el momento actual en la Tauromaquia Portuguesa, se acaba cosechando éxito, rotundo éxito, que eso es lo alcanzado por la Santa Casa de Misericordia de Almeirim y Rui Bento Vásquez.

Con el enorme éxito alcanzado -porque además, la corrida, de larga en duración, tuvo momentos artísticos de muy especial interés- viene ahora a la memoria, ineludiblemente, aquella postura estúpida de cuatro mamarrachos que intentaron torpedear esta corrida semanas atrás con un plan maquiavélico. 
La Santa Casa de Misericordia de Almeirim y el taurino Rui Bento Vásquez han honrado la Tauromaquia portuguesa este Domingo de Ramos, con su notable y brillante esfuerzo. Su grandioso éxito es una auténtica bocanada de aire fresco, en un sector tan necesitado de auténticos logros, de muchos llenos en las plazas, de público ilusionado por ir a los Toros, al que se le seduzca con precios razonables y organizaciones de prestigio...
Haciendo las cosas bien, como han demostrado estos señores de Almeirim, la Fiesta tiene futuro en Portugal. 
Dando cuartelillo a mamarrachos, figurones, envidiosos y taurinos de medio pelo... es evidente que la Fiesta puede tener muchos problemas para tener futuro en Portugal. Por eso a esta última colección de impresentables que en la Tauromaquia portuguesa aún anidan, ahora más que nunca, hay que dejarles en evidencia de una vez y por todas. Para que dejen de engañar, para que dejen de manipular, para que dejen la Fiesta en paz y... si es posible vayan desapareciendo del mapa taurino.
-------
tribuna da tauromaquia 
by EUGÉNIO EIROA 
Fotografia : Plaza de Almeirim, Domingo de Ramos de 2023. Llenazo..
-------

Artículo Anterior Artículo Siguiente