Reportaje exclusivo) Se cumplen 8 años de la última tourada celebrada en Viana do Castelo, donde la Tauromaquia fue acosada y perseguida...

tribuna da tauromaquia.

Se cumplen ahora 8 años -en el inicio de este mes de septiembre- de la última corrida de toros celebrada en Viana do Castelo. La persecución a la Tauromaquia en determinados locales del Norte de Portugal la inició el socialista Defensor Moura y la culminó -también en Viana do Castelo- el también socialista anti-taurino José María Costa, presidente de la Câmara Municipal, que se las ingenió para sacar de en medio la plaza fija existente hasta hace poco, la plaza de toros fija y con muchos años de existencia, situada en el barrio de Argaçosa, cerca del rio Lima, donde durante tantos años se habían dado tantas y tantas touradas como es sabido. 

Una maniobra del regidor municipal (primero Defensor Moura, luego su ahijado político José María Costa) con la complacencia de los dueños de la plaza -que vendieron aquello por una cuantía más que ridícula-, llevó a -y facilitó- la aniquilación pretendida por el munícipe. 

Hubo algunas airadas protestas, especialmente por parte de un movimiento cívico y por parte de no pocos aficionados afectos al Club Taurino de Viana... Trató la PROTOIRO de echar una mano en la reivindicación taurina, se intentaron montar corridas en plazas portátiles al no poder disponer ya de la plaza fija, a la que había echado mano el presidente de la Câmara en colaboración con los dueños del recinto que se prestaron al juego municipal... y la Tauromaquia acabó materialmente expulsada de Viana do Castelo, vista la intransigente y persecutoria actitud del presidente de la Câmara que puso todo tipo de dificultades y trabas a la realización de touradas en plazas portátiles, tras haberse asegurado -por otra parte- que en el viejo tauródromo -ya materialmente en su poder- no entraba ni un toro a partir de entonces...

La que acabaría siendo después la última corrida de toros celebrada en Viana do Castelo estaba anunciada para el 24 de agosto de 2014... y las trabas municipales impidieron que entonces se llevase a cabo, en día de las fiestas de la Virgen de la Agonía, lo que habría llenado la plaza... Trasladada la corrida ya al mes de septiembre siguiente... no hubo escasa presencia de aficionados, pero la plaza no pudo llenarse ante el día amenazante de lluvia que surgió, estar fuera de fecha de las fiestas y... sobre todo la hostilidad municipal que transmitió a los cuatro vientos que la corrida no se celebraría... creando desinformación entre el potencial público espectador, si bien la corrida, contra viento y marea se celebró. Eso sí, con la plaza instalada en un auténtico campo de patatas, un terreno particular, de un aficionado que se aprestó a colaborar... El piso era tierra de sembrar... negra, como pueden ver en las fotos y los toreros se volcaron en superar cualquier inconveniente y dar como fuese la corrida... donde curiosamente, se vio un faenón de Manuel Días Gomes que toreó especialmente a uno de sus dos toros como los ángeles... de maravilla. También António Ribeiro Telles y Luis Rouxinol estuvieron a gran nivel en sus lidias a caballo, pero aquella faena de Días Gomes no se nos olvidará a quienes allí estuvimos presentes y... tomamos estas cuarenta y tantas fotos para la posteridad y recuerdo.

Forcados Amadores de Lisboa y Coimbra completaban aquel cartel... Después de aquel 7 de septiembre de 2014, la Tauromaquia -de modo efectivo- ya no volvió a levantar cabeza. Solo queda en forma de fotos de recuerdos y cuadros de carteles enmarcados, en el interior de las casas y fincas particulares, en forma de recuerdos inolvidables de los no pocos aficionados de la zona... Defensor Moura y José María Costa, alcaldes socialistas de Viana do Castelo, pasarán a la historia con el honor de haber pisoteado en la práctica los derechos y libertad de una minoría, sí, pero minoría considerable a la que impidieron seguir, año tras año, acudiendo libremente a un espectáculo legal y entroncado en las tradiciones y cultura portuguesa, también en la propia de Viana do Castelo y su zona.

Así terminó lo de las corridas de toros en Viana do Castelo, con una persecución inquisitorial por parte de quienes entonces regían el municipio, que para lavarse su conciencia, eso sí, hicieron que unos cuantos políticos más presentes en la Câmara Municipal votasen un manifiesto declarando a Viana como "ciudad antitaurina" -la declararon ellos, unos cuantos políticos en el poder municipal, todos antitaurinos claro está, no la declaró la ciudadanía que debería ser consultada en referéndum, si acaso; una vez más, por pelotas, por imposición del político de turno que gobierna para sus propios gustos- 

O colectivo “Vianenses pela Liberdade” que, em setembro de 2014, organizou a última corrida de touros no concelho de Viana do Castelo, foi criado em 2009, depois de o governo da câmara local ter aprovado, por proposta da maioria socialista então liderada por Defensor Moura, uma declaração afirmando Viana como “antitouradas”, prevendo não autorizar qualquer evento deste género em terrenos públicos ou privados, desde que tal dependesse de decisão do município.
Em 2012, para contrariar aquela a decisão camarária, a Federação Portuguesa das Associações Taurinas “Prótoiro” realizou uma tourada na freguesia de Areosa, a primeira depois da aprovação daquela declaração municipal, corrida que se repetiu em 2013, em Darque.
Em 2014, já com organização a cargo do movimento local “Vianenses pela Liberdade”, a corrida inicialmente prevista para 24 de agosto foi adiada para 07 de setembro “devido a problemas administrativos criados pela Câmara de Viana do Castelo”.
Desde 2012 que as touradas tinham decorrido em Viana do Castelo porque o Tribunal Administrativo e Fiscal de Braga aceita as providências cautelares apresentadas pelos movimentos de aficionados, para suspender os indeferimentos municipais.
Em 2015, a organização cancelou o espetáculo tauromáquico que tinha anunciado para as festas da cidade, alegando que “a previsão meteorológica apontada para a ocorrência de chuva”. No ano seguinte, a tourada voltou a não se realizar, na altura, “por não ter sido possível enquadrar” o espetáculo no programa da romaria d’ Agonia.
Em 2017, a tourada que chegou a ser anunciada para dia 20 de agosto foi cancelada após o indeferimento, pelo tribunal, de uma providência cautelar para a instalação de uma arena amovível na freguesia de Meadela... E já a história parece definitivamente morta. Viana do Castelo morreu para a Festa dos Toiros.

Fotos de aquella última tourada, del archivo de tribuna da tauromaquia by Eugénio Eiroa 

Días Gomes tuvo una formidable actuación


Ante uno de sus dos toros, valiente en todo momento, pero también artista


Los forcados estarían también a gran nivel

Tarde importante también para los de la chaqueta de "ramagens"...

Contra viento y marea, aquella corrida se celebró...

Antonio Ribeiro Telles, la última vez que toreó en Viana do Castelo...


Alegraron fiesta poco más de una docena de antitaurinos custodiados por 5 policías

El cartel original del 24 de agosto...

La corrida solamente pudo celebrarse el 7 de septiembre tras 
las trabas puestas por la Câmara Municipal...


António estuvo muy brillante en su segundo toro...


Rouxinol no se amilanó en la competencia con Ribeiro Telles...

Luis tuvo una gran faena en su primero...

Los artistas fueron homenajeados por la comisión promotora de la corrida...






Todos, incluídos los forcados recibieron recuerdos y agradecimientos por su implicación





El acto de agradecimiento y homenaje a los intervinientes en el espectáculo

José Luis Gomes se implicó y mucho con aquella corrida de toros que tenía mucho de reivindicativa


Inolvidable estampa de un gran banderillero... ¡si señor!

La doble moral del regidor municipal de Viana do Castelo... ¿"animalistas"? : ¡por favor!

Lámina-estampa para el recuerdo de una gran faena de Días Gomes




Inolvidable el recital que Manuel aquella tarde dio...





Artículo Anterior Artículo Siguiente