Finalmente) Se activa de la mano de Pombeiro, con dos corridas, la plaza de Vila Nova da Barquinha

tribuna da tauromaquia )

Tal y como habíamos contado con detalle aquí, las obras de recuperación y puesta al día de la plaza de toros de A Barquinha han ido a buen ritmo, como se pretendía, por parte del empresario Luis Miguel Pombeiro, atendiendo este así las peticiones que le habían hecho las "fuerzas vivas" de aquel municipio, preocupadas con el estado de abandono en el que parecía sumirse el tauródromo local, por causa de la repentina desaparición del anterior promotor taurino en aquel recinto.

Pombeiro ha recuperado la plaza de toros de A Barquinha en tiempo récord y, también en tiempo récord, pretende recuperar la tradición de celebrar dos corridas al menos cada año, si bien este año ya está perdida la fecha tradicional de San António. Por eso, Pombeiro pretende llevar dos corridas a Barquinha antes de que acabe el verano, una ahora, a mediados de agosto; la otra en septiembre... Y ambas, corridas de 6 cavaleiros que a Pombeiro parecen gustarle más de lo que le gustaban al saudoso Manuel Gonçalves (¡y ya es decir!). 

La primera corrida será a las diez de la noche del 13 de agosto próximo. Reaparecen en escena los toros de Felicidade Dias, esta vez para Rui Salvador (ya que no torea este año en Tomar -incomprensible-), Marcos Bastinhas, Duarte Pinto, Andrés Romero, Parreirita Cigano y Paco Velasquez. Pegan los forcados de Vila Franca y Azambuja.

Para la corrida del mes de septiembre, en A Barquinha, cuyo cartel aún está por cerrar, debería de optarse por otro cartel de 6 cavaleiros y ahí tendrían su sitio Marco José y el mexicano Ayala (asunto desde junio pendiente, tras haberse anunciado a bombo y platillo entonces por el promotor anterior que salió de escena taurina sin dar explicaciones). En ese cartel, en buena lógica, deberían de estar los dos grupos de forcados de Chamusca, que dada la gran proximidad con A Barquinha, en una corrida de rivalidad, arrastrarían no poco público tras de ellos... Veremos si finalmente así se hace.