Suma y sigue : pese a las dificultades del ganado, Juanito corta oreja y cierra con vuelta al ruedo su paso por Cabeza la Vaca


Fotos : F. José Díaz)

Néstor Segura)

Mucho calor en Cabeza la Vaca (Badajoz) pese a lo tardío del horario de la corrida de toros de este sábado, donde ninguno de los tres diestros pudieron salir por la puerta grande. El ganado, complicado, desigual de respuestas, un encaste procedencia "Marqués de Domecq" un tanto descafeinado y con evidentes dificultades en algunos casos... no acabó de servir para lo triunfal que algunos preveían la tarde. Una vez más, se confirmó que los toros que se eligen para una corrida no significan garantía de nada... Como los melones, solamente se sabe lo que llevan cuando se abren... Con todo, los tres diestros mostraron esta tarde una enorme voluntad por agradar, lo que reconoció el público, como no podía ser menos. Notable presencia de aficionados portugueses a los que Juanito, otra vez, no defraudó, pese a no poder sumar dos orejas, como bien pretendía.

El primer toro de Juanito, de mejor estampa y más ostensible trapío, acabó por servir sin llegar a ser una maravilla. Juanito lo dio todo, hizo una faena de gran nivel que por momentos entusiasmó -o enardeció, mejor dicho- a los aficionados portugueses que le siguen y que estaban presentes en la plaza, tras haber peregrinado muchos kilómetros desde lugares diversos de Portugal, en día de enorme calor, lo que tiene así un mérito indudable... si bien es cierto que, en compensación justa, Juanito no les defraudó.

El segundo toro de Juanito, de algo menos presencia que el primero que le tocó en suerte, alimentó esperanzas de inicio pero lo cierto es que se apagó, se vino abajo en el momento clave de la faena de muleta. Fue una pena que el toro que cerraba plaza acabase por ser un fiasco, porque de haber servido algo más de lo poco que dio de si, Juanito estaba bien dispuesto a exprimirle todo lo que llevase dentro... pero a aquel limón seco, no había manera de sacarle realmente jugo... Premió el respetable la enorme voluntad de Juanito con una vuelta al ruedo, que sumado a la más que merecida oreja en el primero de su lote, no es un mal balance para el torero portugués, que sigue así en la línea ascendente trazada en sus últimas tres actuaciones...

Antonio Ferrera : silencio y una oreja.

El Fandi : oreja y ovación.

Juanito : una oreja y vuelta al ruedo.

El primer toro de Juanito, de mejor estampa y más ostensible trapío, acabó por servir sin llegar a ser una maravilla.
Juanito volvió a estar entregado y dispuesto a todo...

El segundo toro de Juanito, de algo menos presencia que el primero que le tocó en suerte, alimentó esperanzas de inicio pero lo cierto es que se apagó pronto...