Sobre festivales taurinos, la nueva crisis económica y el precio de las entradas

Festivales taurinos siempre hubo. Sin embargo, llama poderosamente la atención, en este inicio de la temporada portuguesa, la profusión de los mismos que se está dando. Se van celebrando y anunciando uno tras otro (en Serpa, por ejemplo, hasta se anuncian ¡dos! en un mismo día), mientras que las corridas de toros propiamente dichas no aparecen en cartelería con igual proporción. ¿Síntoma de que hay menos dinero circulante en estos momentos en la Fiesta?. Podría ser y no sería extraño. 

En todo caso, bueno será que los promotores y agentes del sector taurino -tanto en Portugal como en España- comiencen a concienciarse de cómo está el bolsillo del ciudadano de a pie en ambos países, con las subidas de combustibles, luz, gas y... las otras materias primas fundamentales para seguir viviendo. 

Pensar que los "ricos" llenan las plazas de toros es un craso error. En estos momentos, habilitar en la venta de entradas, un grueso de billetes a precios digamos populares, no solo es una obligación, es una manifestación de sentido común. Veremos si toman nota quienes deberían hacerlo...