Esta web no abandona formato alguno de una publicación informativa, pero va a mejorar claramente el que tenía

Ante todo, deseamos fervientemente, amigos(as) lectores(as), que ustedes se encuentren en el merecido descanso del fin de semana y que, dentro de lo posible, puedan disfrutarlo como corresponde.

Nosotros andamos aquí, embarcados en el deseo de mejorar y plasmar cuanto antes nuestras intenciones de mejoras a introducir, en la realidad que puedan tener ustedes, la web de TRIBUNA da TAUROMAQUIA IBÉRICA, delante de sus ojos.

Pero no es decir uno, dos, tres y... ya está.

Lleva su tiempo y su trabajo, remodelar y poner al 100% operativo un site que se actualiza y realmente mejora.

¿Por qué nos hemos embarcado en esto?.

En primer lugar, porque es el mejor momento. Entrado diciembre, la actualidad taurina decae. Y es cuando más oportuno resulta parar dos o tres días y sacar adelante el nuevo diseño, la mejora de nuestro proyecto.

¿Estaba mal el anterior?.

¡Noooo!, en absoluto. ¿Cómo se lo podríamos explicar a ustedes?. Sin ánimo de hacer comparaciones entre los visuales de los diferentes sites que en Portugal -por ejemplo- se dedican al Mundo de los Toros, ustedes, amigos(as) de la TRIBUNA da TAUROMAQUIA -que son sabios e inteligentes- saben muy bien donde estaríamos situados si una clasificación se hiciese...

¿Por qué entonces el cambio...?.

Pues muy sencillo : cuando apareció en escena la TRIBUNA da TAUROMAQUIA IBÉRICA, avanzado el verano que queda atrás, lo hizo con la obligación de presentarse ante ustedes en un plazo de dos o tres días... desde que se tomó la decisión de lanzar la página hasta que apareció en la Net. 

Teníamos que operar así, en una especie de dicho y hecho. No cabían más historias... la temporada taurina estaba en marcha, en su momento álgido y no se podía faltar a la cita. 

Por otra parte, vivíamos en aquellas fechas un tiempo de desavenencias... habidas con quien no supo, no quiso o no pudo entender que el delicado momento que vive la Tauromaquia (y en Portugal singularmente) demandaba urgentemente recuperar, revitalizar un proyecto de Comunicación existente y no andar a vegetar, a languidecer... y por tanto a no ayudar realmente a la Fiesta en el momento en que más lo necesita.

Siendo aquella la situación, no nos quedó otra que -nunca mejor dicho- coger el toro por los cuernos. No había tiempo para muchos inventos, aunque tiramos de experiencia en este territorio de los sites de información, no vamos a negarlo. Había que obrar con prontitud. El toro estaba esperando en el centro del ruedo y allá nos fuimos, regamos un poco la muleta, para que cierto vientecillo molesto no la levantase en demasía. Y allá fuimos, con la ilusión de un novillero, sí, pero con la experiencia de haber toreado en peores plazas...

Y han salido bien las cosas. Tenemos una respuesta de lectores excelente para el poco tiempo, menos de medio año que llevamos de trayectoria actual. La página complementaria, de Facebook, no puede ir mejor : pronto estaremos en los 5.000 amigos, 5.000 seguidores(as) fieles, a los que tratamos como verdaderos amigos de nuestra publicación, porque están con nosotros voluntariamente : han solicitado ser admitidos como amigos(as) o han sido invitados por nosotros a estar en el que llamamos club de amigos de la TRIBUNA da TAUROMAQUIA.

Pero no quiero desviarme del tema central, que no es otro que la remodelación estética de la TRIBUNA da TAUROMAQUIA. Desde el primer día pensamos en subir un pequeño escalón. Pequeño pero importante : el que hay entre el soporte-maqueta que utilizábamos y el que vamos a utilizar ahora, con el inicio de la semana entrante, una vez realizados sobre la marcha los cambios que estamos operando ya mismo... poco a poco, cada día, en este fin de semana y aún en la jornada del lunes, como prevemos.

La TRIBUNA da TAUROMAQUIA no abandona formato alguno de una publicación informativa, pero va a mejorar claramente el que tenía. Vamos a ser más gráficos, más  fotogràficos, más expresivos, más arrevistados... Sí, vamos a ser una especie de revista taurina en Internet; pero no de esas que se actualizan un día o dos a la semana; no; de actualizaciones diarias, constantes, las que hagan falta; como hasta ahora veníamos haciendo y que tan buena acogida ha tenido entre ustedes.

Eso es lo que pretendemos : darle un empujoncito a la TRIBUNA y... permitir que nuestra publicación sea finalmente lo que habíamos pensado cuando aquellos días de verano en que echó a andar... Ahora, ha sido parar dos, tres días para tomar impulso, un fuerte y definitivo impulso para concretar en sus justos términos lo proyectado meses atrás.

Hemos cubierto una etapa muy importante, en estos meses. Ahora era el momento de pertrecharnos, de prepararnos para más y mejor.

Vamos pues, hoy sábado, mañana domingo, finalmente el lunes, a culminar el trabajo iniciado esta madrugada. Ya está remodelada la cabecera, rediseñada. Más compacta, más contundente, más aglutinadora... Usamos la misma tipografía que nos ha acompañado en estos meses; solo que hemos repensado su presentación, re-estilizado el logo; ahora ha quedado como deseábamos y creíamos que es mejor; hasta ahora había sido vamos p´alante, vamos a salir del paso... Y como hemos salido del paso y muy bien, era el momento de parar un momento, sacar brillo a esa cabecera del site, mejorarla sin irnos fuera de la característica tipografía que nos acompaña y... dejar más llamativa, más contudente, mucho mejor definida la leyenda de la TRIBUNA da TAUROMAQUIA IBÉRICA.

Ese importante paso está dado. Si entras en esta web de aquí al martes, hallarás muchas cosas revueltas, patas arriba, hasta ciertos contrasentidos... Ten paciencia, déjanos a hacer de aquí al lunes noche... Mañana, pasado, estaremos re-definiendo las secciones, valorando los espacios que abrimos en pantalla, concretando detalles... Ya el lunes esperamos poder dedicarnos a renovar contenidos... de modo que el martes de mañana, lo más tardar, podamos escribirles otra carta, como esta, para decirles, ya está 100% operativo y renovado nuestro, vuestro, site...

¡Va por ustedes!.

Y comenzaremos de nuevo a colocar noticias, reportajes, fotos, detalles... lo que a ustedes tanto les agrada.

Esta es la historia, la pequeña historia de una remodelaciòn que no es una revolución, sino una apuesta por el más y mejor. No enterramos nada de lo que hemos hecho en estos meses; tratamos de presentarlo mejor ante ustedes y que todos podamos disfrutar más con esta publicación, que no pretende competir con ninguna otra. No tenemos que dar cuentas a nadie; solamente nos debemos a ustedes, amigos(as) lectores. Lo único que nos interesa es superarnos siempre a nosotros mismos cada día, todos los días. Mientras Dios nos de Salud y tengamos ese afán, ese espíritu de superación que nos enorgullece, estoy seguro de que la TRIBUNA da TAUROMAQUIA IBÉRICA será un éxito.

Gracias a todos, amigas y amigos.

Un afectuoso saludo y una felicitación anticipada de la Navidad que se aproxima.

EUGÉNIO EIROA